Federico Delgado: Reseña de «La rebelión de los Supremos», de Irina Hauser

Print Friendly, PDF & Email

El nuevo libro de Irina Hauser “Rebelión en la Corte” (Planeta 2019) es una radiografía casi perfecta del modo en que funciona la cabeza de uno de los poderes del Estado. El texto profundiza la senda del trabajo anterior “Los Supremos”, pero se mueve en un contexto diferente en la vida de la Corte. Hauser desafió con éxito el contexto adverso y consiguió combinar sus conocimientos como experta en información judicial, con un minucioso análisis que se despliega por tres grandes vectores. En su conjunto ellos permiten asir los problemas que envuelven a la cabeza del Poder Judicial, pero paralelamente transforman el libro es un insumo que no pueden hacer a un lado los ciudadanos y todos aquellos que participan del diseño y de la implementación de políticas públicas.

El texto exhibe con mucha nitidez los intentos del gobierno de Cambiemos para hacerse de una Corte complaciente y también describe de un modo minucioso lo que la autora llama “movimientos de adaptación” de los supremos para conseguir la simpatía del gobierno de turno. Es decir, ubica en tiempo y espacio algunas sentencias regresivas de la corte en materia de derechos, el rol de la corte en la ofensiva judicial de la parte de la justicia federal contra los exfuncionarios kirchneristas y en el uso político de las escuchas telefónicas. Por otra parte, Hauser ingresa al interior de las prácticas clientelares, la defensa de los privilegios y las luchas mezquinas que de alguna manera constituyen las instancias que equilibran las fuerzas al interior del tribunal, a la vez que también muestra sus vulnerabilidades como, por ejemplo, el modo en que agentes de inteligencia ingresan camuflados a instancias de decisión muy sensibles. El tercer vector tiene que ver con el modo en que se arrebató la presidencia del cuerpo al juez Ricardo Lorenzetti, la forma en que nació la de Carlos Rosenkrantz y los precisos mecanismos a través de los cuales éste fue desapoderado de todos los poderes inherentes a la presidencia, cuya implementación coincidió con las modificaciones del contexto político más general.

El libro, en definitiva, se puede leer en una clave informativa para comprender cómo se hacen las sentencias judiciales y para conocer gran parte de la faz humana de los jueces, pero también es un puente para acercarse a una discusión mucho más compleja y que tiene que ver con la autonomía de la justicia y que no se juega solamente en la personalidad de los magistrados, sino en una decisión de toda la dirigencia.



Irina Hauser es licenciada en Ciencias de la Comunicación (UBA) y periodista especializada en temas judiciales